ALCALDIA

El BOP publica la aplicación de la nueva bajada de impuestos para 2017 tras no recibir alegaciones la ordenanza fiscal

  • 28 DIC 2016

Se contempla una reducción -por sexto año consecutivo- del Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI), alcanzando una reducción acumulada de entre un 13 y 16%. De esta forma, el tipo de gravamen se sitúa para el próximo ejercicio en el 0,688%. La ordenanza fiscal para el próximo ejercicio contempla una reducción del 5% para unos 8.000 recibos.

El Ayuntamiento de Estepona informa de que a partir del 1 de enero entrarán en vigor las nuevas ordenanzas fiscales para 2017, que fijan una nueva bajada para una veintena de tasas e impuestos. La ordenanza fue aprobada en el pleno del pasado mes de octubre y ha sido ya publicada en el Boletín Oficial de la Provincia sin que se haya presentado ninguna alegación al documento. El teniente de alcalde del área de Hacienda, Manuel Aguilar, ha explicado que se contempla una bajada -por sexto año consecutivo- del Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI), alcanzando una reducción acumulada de entre un 13 y 16%. De esta forma, el tipo de gravamen se sitúa para el próximo ejercicio en el 0,688%. 

En este sentido, ha señalado que el recibo medio se sitúa en 588 euros, frente a los 700 euros que suponía en 2011, consiguiendo un ahorro medio para los ciudadanos de unos 112 euros. Asimismo, se establece una reducción del 3% -tanto para el IBI como para el Impuesto de Actividades Económicas (IAE)- para aquellos que domicilien su recibo y realicen el pago en periodo voluntario. 

Esta reducción en el IBI viene acompañada de la entrada en vigor, el año pasado, de la reducción del 50% de los valores catastrales de los inmuebles para adecuarlos a la realidad actual, por lo que los ciudadanos de Estepona “se beneficiarán además de una reducción en los impuestos nacionales y autonómicos”.

Aguilar ha recordado que este equipo de gobierno ha cumplido desde el primer año de gobierno en 2011 con la promesa de reducir la presión fiscal y que en las ordenanzas municipales se recogen una veintena de medidas fiscales de reducción y bonificación de impuestos, dirigidas a ayudar a las familias y fomentar la actividad económica y empresarial dentro del municipio. 

Con todo, ha añadido que los presupuestos municipales para 2017 destinan una partida de más de cinco millones de euros para bonificar el IBI a los empadronados y la basura a los jubilados y parados, que están exentos de pagar esta última tasa. 

En relación a la tasa de la basura, la ordenanza fiscal para el próximo ejercicio contempla una reducción del 5% para unos 8.000 recibos, tras la unificación de la cuantía fijada en las ordenanzas para los tramos cuarto y quinto, manteniendo para ambos la cuota de 115 euros.

La ordenanza fiscal para 2017 también sigue experimentando nuevas reducciones en la plusvalía para favorecer la compraventa de inmuebles. Así, se alcanza una reducción de la cuota del 77% y se aumenta la bonificación para los herederos hasta el 95% en caso de herencias. Asimismo, se mantiene la medida municipal pionera de eximir del pago de la plusvalía a aquellas personas víctimas de embargos hipotecarios o desahucios. Al respecto, Aguilar ha subrayado en relación a este punto que el equipo de gobierno fue uno de los primeros en España en incluir una medida “de justicia y solidaria con los más desfavorecidos”. 

Entre estas medidas de apoyo fiscal destaca también la eliminación de la tasa de apertura para 35 tipos de actividades económicas; la bonificación del 75% en la tasa de apertura para colectivos vulnerables; la bonificación del Impuesto de Actividades Económicas (IAE) para la actividad industrial de los polígonos y la rebaja del 50% en la tasa de ocupación de la vía pública a los comerciantes que se hayan acogido a la ordenanza municipal al respecto. 

Para el próximo año, las tasas de las actividades y cursos de la delegación municipal de Cultura también experimentarán reducciones. Para ello, se establecen bonificaciones del 50% en los precios para quienes se encuentren en situación de desempleo de larga duración, jubilados, familias numerosas y personas con discapacidad, entre otros beneficiarios. En relación a los precios de las actividades deportivas de las diferentes escuelas municipales, también se establece reducción del 50% del precio para colectivos desfavorecidos.